Ahorro de energía haciendo un buen uso de la calefacción

ahorrandocalefaccionencasa

No hay nada mejor que hacer una comparativa de los diferentes sistemas para tener un mayor ahorro de energía en la calefacción. Sin duda alguna, es uno de los mayores gastos en un hogar. Por ese motivo, hay que valorar el tipo de combustible que se utiliza y la unidad que lo genera, para estimar el consumo.

¿Cómo ahorrar energía con la calefacción? Este interrogante es muy habitual y supone un gran quebradero de cabeza para muchos, sobre todo en los meses más fríos del año, cuando las facturas se disparan.

7 trucos sobre cómo ahorrar energía con la calefacción

Las bajas temperaturas en los meses más fríos del año aumentan el consumo de la energía, provocando que las facturas de luz y gas suban considerablemente. ¿Cómo economizar en la calefacción? ¿Cuál es la mejor forma de poner la calefacción? Te ofrecemos unos consejos muy útiles para minimizar el gasto.

1. Radiadores a punto

Los radiadores deben ofrecernos el máximo rendimiento, y para ello deben purgarse con el objetivo de sacar el aire almacenado. Esta acción hay que hacerla antes de que llegue el frío. Esta purga ayuda a no desperdiciar el gas o la energía.

2. Evitar tapar los radiadores

El radiador irradia el calor necesario para calentar la casa. Si tapas los radiadores, haría falta generar más energía calorífica y se consumiría más en calefacción. Es muy habitual colocar prendas húmedas durante el invierno, acción que provoca un mayor consumo de energía.

3. Aprovechar las horas de luz

Hay que sacarle el mayor partido a las horas de luz para calentar la vivienda. Es una forma de ahorrar calefacción en casa. Por esa razón, deberás subir todas las persianas, abrir las cortinas y ventilar las habitaciones durante unos 10 minutos para que no se pierda mucho calor.

4. Mantener la temperatura constante 

La mejor forma de poner la calefacción es a una temperatura permanente. En muchos hogares no se hace y pasan por almacenar mucho calor o quedarse fríos en cuestión de horas, no hay punto intermedio. Por este motivo, lo mejor que podemos hacer en nuestro hogar es mantener la temperatura sin altibajos.

5. Colocar aislantes en las ventanas

Cualquier ventana es un punto de escape energético. De hecho, una vivienda podría perder hasta un 30 % de calor según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de Energía (IDAE), si las ventanas no se cierran correctamente. Otro de los consejos en calefacción es mejorar el aislamiento térmico con el uso del doble cristal para reducir la pérdida. No obstante, también se pueden instalar burletes aislantes de caucho y espuma.

6. Aislar la puerta de entrada

Se calcula que a través de la puerta de entrada se pierde en torno a un 5 % del calor. Se recomienda utilizar también un burlete para tapar el desnivel existente entre el suelo y la puerta, y así evitar la fuga. Colocar una alfombra ayudaría a ello.

7. Apagar la calefacción por la noche

Se recomienda apagar la calefacción en horario nocturno, a no ser que las temperaturas sean demasiado bajas y no se soporte el frío. Aprovecha para encender el radiador unas horas antes de irte a dormir y dejar la estancia caldeada. Se notará bastante en la factura.

En resumen, si estás cansado de pagar facturas elevadas, no dudes en aplicar estas recomendaciones para hacer un buen uso del sistema de calefacción y tener un ahorro considerable.

Artículos relacionados

¿Quieres comenzar a ahorrar en tus facturas?

Te llamamos y te explicamos cómo hacerlo GRATIS